Saltar al contenido

¿Necesitas Google Chromecast o Android TV?

30/09/2020

Hace ya años que las televisiones pueden reproducir contenido multimedia digital. Solo hace falta pasar tus vídeos, imágenes o archivos MP3 a un pendrive o disco duro externo, y conectar ese dispositivo a una entrada USB de la tele. Pero si tu televisión es algo vieja (no es Smart TV), no va a poder reproducir contenidos en streaming (de YouTube o plataformas de pago como Netflix). Y si tu Smart TV ya tiene unos años, podría ser que dé problemas. En estos casos, necesitas un Android TV o un Google Chromecast. Te explicamos cuál de estos dispositivos de Google es el que mejor se ajusta a tus necesidades.

Google Chromecast y Android TV: No son lo mismo

Google Chromecast y Android TV suelen confundirse. Y no debería extrañar, porque presentan similitudes, entre ellas que son dos tecnologías del todopoderoso Google. Ahora bien, sus prestaciones son diferentes. Para empezar, los Android TV incorporan el Google Chromecast, pero no ocurre lo mismo al revés.

¿Qué tipo de tecnología necesitas? ¿Android TV o Google Chromecast? Va a depender de tus necesidades y del tipo de contenido que vayas a reproducir en la televisión

¿Qué es un Chromecast?

Chromecast es la denominación comercial que da Google a su línea de pequeños dispositivos para el streaming audiovisual. Se trata de un tipo de dispositivo conocido en inglés como dongle, que es un adaptador o llave que se conecta a otro dispositivo, como la televisión, para aportar una función adicional.

El dispositivo Chromecast es pequeño y no requiere un mando a distancia para su uso. Solo lo puedes conectar a un equipo con pantalla, como una televisión, a través de una conexión HDMI. Importante: la televisión a la que conectas el Chromecast no tiene por qué ser Smart TV. El único requisito es que esa tele tenga un puerto HDMI.

En otras palabras, el Chromecast sirve para cualquier pantalla con conexión o conexiones HDMI.

La gran aportación de un Chromecast es convertir en Smart TV una televisión que no lo sea. Y también conseguir que una Smart TV que se haya quedado algo obsoleta vuelva a ser, por decirlo de algún modo, de última generación

¿Cómo funciona?

Una vez el dispositivo Chromecast está conectado a la tele, recibe vía Wi-Fi los contenidos que le envías desde alguno de tus dispositivos conectados a la misma red Wi-Fi, como un smartphone o una tableta. Esos contenidos que el Chromecast recibe los emite (los envía a la tele) por el puerto HDMI, que es la entrada de la tele.

El Chromecast siempre va a depender de otro dispositivo, sea un smartphone o una tableta. Este otro dispositivo envía el contenido y hace de mando a distancia.

A la espera de recibir contenidos: salvapantallas de una televisión conectada a un dispositivo Chromecast.

Cuando conectas el Chromecast a tu televisión, no visualizas ninguna pantalla de inicio o ningún tipo de interfaz. Tienes una imagen de fondo, que está a la espera de recibir contenido. Aunque no estés viendo la tele, la puedes dejar encendida y dejar que vaya mostrando fotos de una galería de Google.

El mando a distancia es tu móvil, tableta u ordenador

El mando a distancia de tu Chromecast es tu smartphone (iPhone o Android), tableta u ordenador con el navegador Chrome. Cada vez que veas el icono de enviar o emitir contenido (icono o botón de Cast) en una aplicación de vídeo o en un sitio web, tócalo. Te mostramos ese icono en la captura de smartphone de abajo: es un icono de pantalla con el símbolo de la señal de Wi-Fi en la parte inferior izquierda.

Si tocas el icono de enviar desde tu móvil (abajo, a la derecha), podrás ver Netflix en la pantalla de tu televisión.

Una vez hayas tocado el icono, te saldrán todos los dispositivos que están conectados a la misma red Wi-Fi. Entonces podrás elegir el equipo al que quieras enviar contenido vía Wi-Fi. Entre esos equipos, estará la televisión a la que hayas conectado el Chromecast. O la televisiones (en plural) a las que hayas conectado un dispositivo Chromecast (cada televisión a elegir necesita un Chromecast diferente).

“Comedor” es el nombre de la televisión con Chromecast.

Recuerda que el Chromecast no te será estrictamente necesario en caso de que tengas una Smart TV de última generación. En otras palabras, el Chromecast solo es vital si la televisión no es Smart TV. O bien si la televisión es una Smart TV que ya lleva un tiempo en el mercado y que, por tanto, se ha quedado algo antigua para la reproducción de ciertas aplicaciones de vídeo.

Lo lógico es que conectes el dispositivo Chromecast a la televisión con pantalla más grande, para ver ese contenido con más calidad y comodidad.

Google Cast

Con los dispositivos Google Chromecast, puedes transmitir o enviar videos, presentaciones de diapositivas, música e incluso compartir una pantalla. La transmisión es posible gracias a un protocolo llamado Google Cast.

Google Cast puede enviar vídeo en streaming a un dispositivo Chromecast conectado a la TV, y también puede enviar música a un altavoz Google Nest.

Enviar la pantalla de un dispositivo Android desde la aplicación Google Home

Comprobaciones previas

  • Para enviar la pantalla, tu dispositivo debe tener instalado Android 5.0 o versiones posteriores.
  • No es posible enviar la pantalla con dispositivos iOS o Windows.
  • Desactiva el modo de ahorro de energía en tu dispositivo Android, ya que puede limitar la energía de procesamiento del dispositivo. Según Google, esta limitación podría afectar al rendimiento de la función de envío de pantalla.
  • Importante: El permiso “Micrófono” debe estar activado en la aplicación Servicios de Google Play para poder utilizar la función “Enviar pantalla/audio” con Chromecast. Si no está activado, la sesión de envío de pantalla se desconectará de forma inmediata cuando intentes establecer la conexión.

Paso a paso: Cómo enviar la pantalla de tu dispositivo Android a la Smart TV

  1. Asegúrate de que tu smartphone o tableta estén conectados a la misma red Wi-Fi que el dispositivo Chromecast.
  2. Abre la aplicación Google Home.
  3. Toca el nombre del dispositivo al que quieras enviar la pantalla.
  4. Toca Enviar mi pantalla. Enviar pantalla.

¿Qué es Android TV?

Android TV es una versión del sistema operativo Android para equipos multimedia. Se trata de una versión para televisiones del sistema operativo Android que Google popularizó para los smartphones.

Como el software de una Smart TV, pero más flexible

Lo más parecido a Android TV es la interfaz de la Smart TV.

La ventaja que ofrece el sistema operativo Android TV es que es más versátil y flexible que el software propietario de las marcas fabricantes de televisiones. Así, permite descargar todo tipo de aplicaciones y servicios a gusto del usuario. Si eres usuario de Android en el móvil o en la tableta ya conoces la capacidad de apertura y de maniobra de este sistema operativo.

Android TV: Dispositivos externos o integrado en la Smart TV

El sistema operativo Android TV lo podemos encontrar en dispositivos de streaming multimedia, de mayor tamaño que un Chromecast. Y también en dispositivos más pequeños y en algunas Smart TV.

A diferencia de los Chromecast, los dispositivos Android TV van con mando remoto. Y es que Android TV tiene una pantalla de inicio convencional, desde la que lanzar Apps y juegos. En contraste, recordemos que el Chromecast no tiene una pantalla de inicio: la pantalla de la TV recibe la imagen, y ya está.

Tienda de Apps: Google Play Store

La mejor manera de entender cómo funciona Android TV es pensar en un smartphone. Android TV tiene una tienda de Apps, donde te puedes bajar Apps y juegos, una pantalla de inicio para hacer atajos, y un menú de ajustes o configuración.

Como los smartphones y tabletas que son Android, los Android TV también incluyen la tienda de aplicaciones Google Play Store. Esta tienda te permite instalarte de forma muy sencilla aplicaciones diseñadas para Android TV. Incluso te puedes instalar algunos juegos de alta gama a los que puedes jugar con un mando.

En Google Play Store puedes encontrar miles de Apps que han sido diseñadas para ser utilizadas a tres metros de distancia, los que separan la televisión del sofá. No tendrás que esforzarte en leer letra con tipografía pequeña o navegar por aplicaciones que solo funcionan de forma táctil

Android TV: Una ventana a todo tipo de contenidos

Uno de los mayores puntos fuertes de Android TV es que te ayuda a descubrir contenidos para disfrutar en la pantalla grande de la televisión. Esos contenidos puedes ser de plataformas de streaming de pago, como Filmin, HBO o Netflix, o bien vídeos de tu propia colección.

A causa de ese tipo de experiencia de uso, Android TV tiene un aspecto muy diferente a Android. Las aplicaciones de contenidos audiovisuales en Android TV se visualizan como cintas, sobre las que puedes hacer scroll. La aplicación de Netflix en Android TV, por ejemplo, te muestra imágenes en miniatura de tus programas o pelis en progreso, en cola y recomendadas.

Funciones Chromecast y Google Assistant

Recuerda que Android TV integra la función de Chromecast. Si bien el método principal de interacción es el mando a distancia y la pantalla de inicio, también puedes iniciar la compartición de pantalla y enviar vídeos al Android TV, como harías con un dispositivo Chromecast.

De hecho, es posible utilizar un Android TV de la misma manera en que usarías un Chromecast. Cualquier cosa que puedas enviar a un dispositivo Chromecast, la puedes enviar a un Android TV.

La principal diferencia entre Android TV y Chromecast es que la primera tecnología tiene un sistema operativo muy bien desarrollado detrás. Por ese motivo, un dispositivo Android TV es mucho más versátil y potente.

A destacar también que Android TV incorpora Google Assistant, que te ofrece control de voz.

Android TV: Acuerdos con grandes marcas como Sony

Android TV ha ganado protagonismo durante los últimos años gracias a acuerdos con fabricantes de Smart TV de calidad, como Philips, Sharp y Sony. Las teles de estos fabricantes incorporan Android TV de serie. Ahora bien, es bueno que sepas que la versión de Android TV en cada marca de televisión es ligeramente diferente, porque los fabricantes han hecho retoques y han customizado el sistema operativo.

¿Qué no es Android TV?

Cuidado, porque hay una gran diferencia entre Android TV y el Android de toda la vida, a secas. Hay algunos dispositivos baratos que incorporan la misma versión de Android que llevan los smartphones. Se trata, por tanto, de sistemas operativos que no han sido personalizados como interfaz para televisión.

¿Qué es mejor para ti? ¿Chromecast o Android TV?

La elección de una tecnología u otra depende de tus hábitos de consumo televisivo, de tus preferencias y de otros factores.

En líneas generales, el Chromecast es una tecnología más económica y sencilla para hacer streaming de contenido. Android TV es mucho más, ya que es todo un sistema operativo pensado para mejorar tu experiencia de consumo televisivo de streaming.

¿Estás buscando un dispositivo que convierta en ‘Smart’ a tu tele?

Si quieres que tu televisión vieja (con conexión HDMI) tenga funcionalidades de Smart TV, necesitas un Chromecast.

Ahora bien, si quieres un dispositivo con funcionalidades de Smart TV que sea completo y versátil, necesitas un Android TV.

¿Miras contenidos en streaming de forma ocasional?

Si quieres un dispositivo para hacer streaming de contenidos de vez en cuando, te puede ir bien un Chromecast.

Un Chromecast es una forma económica de añadir capacidades Smart a tu tele, pero se queda corto si eres un usuario intensivo de contenidos en streaming y de aplicaciones. Muchas personas miran la tele sobre todo a través de los canales sintonizados en el TDT, y el Chromecast es una fuente secundaria para ver otros contenidos (Netflix, YouTube, etc) en televisión.

Si eres un fan del streaming, necesitas una Smart TV a la última o un sistema Android TV.

¿Te gusta interactuar con la TV y manejar menús con opciones?

Si te gusta deslizarte a través de una pantalla de inicio con diversas aplicaciones y opciones, necesitas un Android TV.

¿Eres de los que navegan por las propuestas de contenidos antes de elegir programa o filme?

Android TV es ideal para navegar a través de propuestas de contenidos, antes de decidirte por un programa o una película. Es mucho más confortable y agradable buscar contenidos con la ayuda de un mando (recuerda que Chromecast depende del empleo de un móvil o tableta) y en una pantalla grande (la de la televisión).

¿Te gusta personalizar tu experiencia de consumo televisivo?

Los dispositivos Android TV son potentes y versátiles. El sistema operativo Android permite utilizar todo tipo de aplicaciones. En cambio, los sistemas operativos propietarios de las grandes marcas, como Samsung o LG, no ofrecen esa flexibilidad.

Además, estos dispositivos los puedes utilizar como videoconsola, entre otros usos, e incluso puedes personalizar el salvapantallas.

¿Quieres ver contenidos en grupo?

Un punto a favor de Chromecast es que puedes compartir y ver contenidos en grupo. Cualquier persona conectada a la misma red Wi-Fi que el Chromecast, podrá enviar contenido. Aplicaciones de contenidos audiovisuales como YouTube permiten poner contenidos en cola, de modo que varias personas puedan añadir vídeos a una lista de grupo para verlos juntos.

Con Android TV, también puedes ver contenido en grupo. Pero si esta funcionalidad es esencial para ti, es bueno que sepa que con Chromecast ya la disfrutas.

¿Qué presupuesto tienes?

Los Chromecast son más asequibles. El presupuesto solo es un poco más alto si buscas funcionalidades específicas, como que el dispositivo permita ver imagen en 4K.

Android TV requieren un mayor presupuesto, ya que ofrecen una experiencia Smart TV que los Chromecasts no pueden proporcionar.